lunes, 17 de septiembre de 2007

A mí no me trajo la cigüeña: la historia de Nezareth


Ya sé que hay otros mil blogs hablando de este niño y mostrando el video, que ya se convirtió en el nuevo Delfín-Tigresadeloriente-Edgar del que todo mundo se ríe, pero qué demonios.

Este niño lleva días ocupando un puesto demasiado importante en las principales páginas que visito regularmente, seguido muy de cerca por el buen Chris Crocker (¿que no te has enterado de Chris Crocker? ¡fuera de mi blog!). Ya casi me aprendo el discurso ese anti-Darwin que tanto ha molestado a los librepensadores de izquierda que le dejan comentarios deseándole la muerte, lo que hace que me caiga mejor el mozalbete.




¿Quién dice que no hay mercadotecnia en esto de las religiones? Si yo estaría dispuesto a empeñar mi culo si fuera necesario para conseguir boletos para alguna de sus presentaciones (suponiendo que todavía estuviera enano, porque acabo de descubrir que ya es todo un adolescente que con los años se ha vuelto más aburrido que Roger Waters en concierto) o ya de jodido un DVD con lo mejor de su repertorio, pues lo que han colgado en youtube es muy poco y siempre me deja con ganas de más, sin contar los videos parodia que le han hecho y que tienen tanta gracia como Carlos Espejel anestesiado.
Cabe aclarar que su alto contenido religioso no es lo que me llama tanto la atención, de hecho me importa muy poco que hable de Dios. Vamos, que el muchacho podría recitar de memoria la Ley de Hacienda del Estado de Baja California y yo seguiría partiéndome de la risa, siempre y cuando hablara en ese tono y se moviera como lo hace. Hasta se me ocurren algunos temas con los que podría dar soberbias conferencias y ahí sí que me tendría ovacionándolo de pie como hacen los fanáticos que aparecen de repente en el video, por ejemplo:

  • La película de Los Simpson no fue lo que esperábamos.
  • Eddie Van Halen es el número uno.
  • ¿Qué mierda de campaña es ésa de Sadol? (para los que viven en Culiacán).
  • Las aventuras de Pete y Pete, nuestro Ciudadano Kane de los noventas.
  • Alabemos a Judas Priest.
¿Ya ven cómo es bueno a veces dejar que los niños crezcan sin internet ni playstation?

Pero como siempre...

Los imitadores y oportunistas que buscan su tajada del pastel no se hacen esperar, y para colmo, tiene que ser un mexicano.



Mal, muy mal hecho. Muchachito, tienes bastante qué aprender del buen Nezareth.

¡Bonus!


Tengo días que no me puedo sacar de la cabeza la canción que canta aquí.


5 comentarios:

rogelio garza dijo...

Jesús!
estos niños se merecen que los quemen en leña verde o que los encierren con un cura pedófilo, a ver si se les quita lo pendejitos. pobres de los pendejos que los escuchan y les aplauden.

está bueno tu blog, nos seguimos leyendo.

saludoxxx!

Eric Ramírez dijo...

Sadol y sus caballos? jaja, lo mismo me he preguntado, que alguien me explique!

Anónimo dijo...

Chris crocker!! no manches! qué es eso?? Deberian de invitar a ese y a el enjendro pedricador que no viene del mono, a los premios MTV, que britni gorda, nii que britni gorda. jajaja

Anónimo dijo...

Odio a la gente que no da la cara

BOLA dijo...

odio a la gente que no da las nalgas